lunes, 24 de agosto de 2015

Capítulo 7: Los sangre sucia y una voz misteriosa

En el séptimo capítulo de La Cámara Secreta, Harry y sus amigos están deseando que llegue el fin de semana, pero las cosas aún no han terminado de salir mal.

Pobre Harry. Está matado de tener que estar esquivando a Lockhart y a Colin toda la semana, y cuando por fin puede descansar un poco el fin de semana, aparecen Wood y su obsesión con ganar la copa de Quidditch. Francamente, si Wood fuera un poco menos obseso y más un capitán, se daría cuenta de que no es buena idea meterles la charla a sus jugadores a esas horas. Creo que lo mínimo hubiera sido avisar el día antes para que se acostaran temprano.

Incluso a esas horas Colin no deja en paz a Harry, que tiene que explicarle las reglas del quidditch en beneficio de todo aquel que empiece la saga con este libro. En el capítulo anterior Colin podía caer un poco bien y querrías que Harry fuera un poco amable con él, pero en este capítulo ya entra dentro del terreno de acosador y no.

Unas cuantas charlas de Wood después, el equipo se está preparando para entrenar cuando los del equipo de Slytherin vienen con todo el morro a entrenar también, pues por alguna razón misteriosa un permiso de Snape invalida el horario oficial de reserva del campo. El capitán de Slytherin, Flint, asegura que pueden compartir el campo, pero está claro que han ido allí para fardar e intimidar al equipo de Gryffindor.

Revelan que Malfoy ha entrado en el equipo a golpe de talonario, pues su padre ha comprado escobas nuevas para todo el equipo. Me parece muy patético que los Malfoy tengan que gastarse el dineral que habrán costado esas escobas solo para que Malfoy pueda fardar de estar en el equipo del colegio. Tristísimo.

Cuando Hermione apunta la realidad de la situación, Malfoy responde con insultos, como era de esperar. El insulto de sangre sucia aparece aquí por primera vez, y es una de esas veces en las que Rowling no introduce un término hasta un momento concreto aunque se podría haber usado antes, creando situaciones raras. Otro ejemplo son los dementores y los mortífagos, que reciben el nombre de guardias de Azkaban y seguidores de Voldemort sólo antes de introducir el término. Es una de esas rarezas de los autores.

Después de un fallido intento de hechizar a Malfoy, Harry y Hermione se llevan a Ron a la cabaña de Hagrid, donde él y Ron explican lo que significa sangre sucia, entrando en el terreno de la pureza mágica. No voy a hacer un monólogo de cómo la pureza mágica se enlaza con la pureza racial que existe en el mundo real, creo que queda bastante claro de por sí. Lo que sí quiero señalar es la conclusión que saca Ron de todo el asunto: es necesario mezclarse para sobrevivir, si te quedas solo terminarás por desaparecer.

Hagrid está genial en este capítulo. Pone en su sitio a Lockhart y explica la verdadera razón por la que está de profesor: no había más gente, tan simple como eso. También ayuda a Ron con su problema de babosas (más o menos) y le sube la moral a Hermione cuando se siente un poco herida por el insulto de Malfoy. Es por momentos como estos por los que Hagrid es uno de los grandes personajes de la saga.

Cuando vuelven al castillo, resulta que para rematar el día a Harry y a Ron les toca cumplir sus castigos esa noche. Los castigos no son tan superlativos como el anterior que tuvo Harry en el Bosque Prohibido, pero también tienen lo suyo. Limpiar todo el salón de trofeos a mano acompañado de Filch o ayudar a Lockhart a responder a quién sabe cuántas cartas de admiradoras. ¿Qué preferiríais vosotros?

Durante el castigo con Lockhart, Harry comienza a oír una misteriosa voz que sólo él parece oír y que habla de matar y desgarrar. ¡Comienza el misterio!

Observaciones y curiosidades:
  • En el original Wood reconoce a Colin como un alumno de primer año, aunque aún sigue pensando que puede ser un espía de Slytherin.
  • Cuando Wood pregunta sobre el nuevo buscador de Slytherin no está preocupado en el original, sino distraído de lo que estaban hablando antes.
  • En el original Lockhart no estaba "aconsejando" a Hagrid sobre deshacerse de los duendes, sino de los kelpies. Según Animales fantásticos y dónde encontrarlos, los kelpies son demonios acuáticos que pueden tomar distintas formas. En este universo en Monstruo del Lago Ness es uno especialmente grande. 
  • Que casualidad que nos recuerden que Hagrid fue expulsado de Hogwarts por razones que no quiere comentar. Seguro que no viene al caso más adelante. 
  • En el original Hermione no cree que Hagrid haya usado un hechizo fertilizante, sino uno de agrandamiento. 
  • El Premio por Servicios Especiales a la Escuela que Ron mancha es el que Tom Ryddle , también conocido como Lord Voldemort, recibió por "resolver" el asunto de la Cámara de los Secretos. Es difícil sentirse mal por el accidente.

1 comentario:

  1. ¡Hola!
    Los gemelos tienen toda la razón, ¿por qué no comentar las estrategias de quidditch ayer por la tarde en vez de a esas horas de la mañana?
    Totalmente de acuerdo con lo de Wood, se le va la pinza.
    ¡Ah! No tenía ni idea del detalle del Premio en el que vomita Ron, ¡qué cosas!
    ¡Un saludo!

    ResponderEliminar